Ya, ya sé que conoces este texto pero ¿Hace cuánto que no lo lees y le das una pensada al mensaje que nos transmite?

Primero vinieron a por los comunistas, y yo no los defendí, porque yo no era comunista.

Después vinieron a por los judíos, y yo no los defendí, porque yo no era judío.

Entonces vinieron a por los católicos, y yo no los defendí, porque yo no era católico.

Finalmente vinieron a por mí, y para entonces, ya no quedaba nadie para defenderme.

Bertolt Bretch

Pues eso, que cuando te preguntes por quién doblan las campanas no le des más vueltas porque doblan siempre por cada uno de nosotros…

¡Feliz día!

Sergio Fernández

X